• Pérez Galdós nº 40, 13200 Manzanares. Tel: 926 61 25 25

Monthly Archives :

enero 2020

Analizamos el fenómeno de las Viviendas Turísticas

Estos últimos años ha habido un auge en todo el mundo y, por supuesto, también en nuestro país, del fenómeno de las denominadas “viviendas turísticas”, ya sabes, aquellas viviendas que sus propietarios emplean para ganar un dinero extra a través de lo que se conoce como “alquiler turístico”, es decir, alquilar tu casa para que otros se alojen en ella durante sus vacaciones.

Este fenómeno ha ido unido a la aparición de distintas plataformas online como la popular Airbnb y otras muchas que permiten a sus usuarios registrarse y ofrecer sus inmuebles a través de ellas con este propósito. Lo que está claro es que este fenómeno ha llegado para quedarse y, por eso, hemos decidido analizarlo desde nuestro departamento ALM Asesoría.

Para poder analizarlo a nivel tributario, que es el punto de vista que más nos interesa tanto a nosotros como a muchos de nuestros lectores, debemos hacer una pequeña distinción y saber que muchas de estas viviendas turísticas no pertenecen a propietarios particulares sino a sociedades mercantiles. Este detalle es muy importante, tal y como vamos a ver a continuación.

¿Qué pasa cuando el propietario es una sociedad en vez de un “particular”?

Es más habitual de lo que pensamos que muchas de las viviendas empleadas con un fin turístico pertenezcan a diferentes sociedades, es decir, que el titular o propietario de las mismas sea una sociedad de tipo mercantil u otra entidad jurídica similar. La pregunta es, ¿por qué se hace así o, también, qué sucede en estos casos?

Resumiendo mucho, y sin entrar en complejos detalles, podemos decir que una de las principales razones por las que se actúa así es porque se prefiere tributar estos inmuebles mediante el impuesto sobre sociedades. El hacerlo así conlleva una serie de ventajas y desventajas que trataremos de desarrollar en próximas publicaciones pero el presente post no tiene ese objetivo.

El caso es que cuando una sociedad posee una vivienda turística, debe declarar todos los ingresos que obtenga a través de ésta mediante el impuesto sobre sociedades y, por tanto, todos los rendimientos que genere dicho alquiler turístico se deben incluir en la contabilidad de dicha sociedad (al ser propietaria de tal inmueble), junto con el resto de ingresos que pueda tener la misma.

Contratad los servicios de ALM Asesoría y dejad que os ayudemos

No cabe duda de que todo esto de las viviendas turísticas, sus ingresos y tributaciones, son temas de cierta complejidad que requieren de la supervisión de profesionales, expertos en asesoramiento de empresas y cuestiones legales como los que posee ALM Asesoría.

Si formas parte de una de estas sociedades mercantiles y necesitáis gestionar los inmuebles de vuestra propiedad de una forma eficiente y eficaz, sólo tienes que ponerte en contacto con nosotros y contratar nuestros servicios. Estaremos encantados de ofreceros nuestros servicios y toda la información que necesitéis para tomar la decisión más adecuada.

Nos encontraréis en la Calle Pérez Galdós número 40 de Manzanares (13200, Ciudad Real). Visitad nuestras oficinas o llamadnos al 926 61 25 25 para tener una primera toma de contacto, estamos a vuestra entera disposición.

Los comercios electrónicos también tienen requisitos legales y son estos

Ya hemos hablado de los denominados “comercios electrónicos” en alguna publicación anterior y no es para menos: este tipo de negocios digitales proliferan cada vez más en nuestro país y, por ende, en todo el mundo. Son cada vez más las personas que se animan a invertir en este modelo de negocio ya que no hay duda de que proporciona una serie de ventajas.

No obstante, entre dichas ventajas no se encuentra el hecho de no tener que cumplir una serie de requisitos legales, de eso no se libra ningún negocio, ya sea “físico” o “digital”. De hecho, esta semana vamos a seguir analizando, desde ALM Asesoría, algunas de las obligaciones fiscales a las que deben atenerse este tipo de comercios.

Si has valorado el potencial de este tipo de negocios, y te planteas abrir uno o, de hecho, ya lo tienes abierto, sigue leyendo este post porque estamos seguros de que va a resultarte interesante.

Mismos requisitos legales que un comercio tradicional

Salvo unas pocas excepciones (por ejemplo, el ahorrarse la licencia de apertura), podemos afirmar que los requisitos legales que debe cumplir un comercio electrónico son, por regla general, los mismos que debe cumplir un comercio tradicional, es decir, una tienda con ubicación física.

La siguiente pregunta que se puede plantear un lector que esté planteándose abrir un comercio electrónico es saber cuáles son los requisitos que se nos exigen para poder vender nuestros productos a través de Internet. Así que a continuación vamos a ir detallando las principales condiciones legales que deben cumplir este tipo de negocios.

Cumple estas condiciones si quieres vender a través de Internet

Lo primero que debes poder hacer es emitir facturas por cada uno de los productos o servicios que vendas a través de la Red, siempre con el IVA que corresponda, claro está. Al tratarse de plataformas digitales, se suele recurrir a sistemas informáticos que realizan este tipo de procedimientos de manera automática, principalmente CRMs o programas similares.

El sitio web donde se alberga tu comercio electrónico debe contar con secciones tales como los avisos legales, la política de cookies o las condiciones de compra donde se muestre claramente este tipo de información tan “sensible”. Es primordial que cualquier usuario o visitante de tu tienda online pueda tener acceso a ella para que se considere que operas legalmente.

Así mismo, debes proporcionar a dicho usuario varios canales de contacto para que se puedan comunicar contigo en caso de ser necesario. Lo más normal es facilitar una dirección de correo electrónico o un formulario de contacto en la propia página web, aunque a veces se ponen teléfonos de contacto y, últimamente, diversos perfiles en las llamadas redes sociales. Lo importante es que tus posibles clientes tengan un medio con el que poder realizarte consultas, reclamaciones, peticiones, etcétera.

Consulta con ALM Asesoría para asesorarte sobre estos requisitos legales

La cuestión de contar con varios canales de contacto para poder comunicarte con tus clientes es algo obligatorio por ley, no obstante, también es una cuestión de sentido común ya que sólo así conseguirás generar la suficiente confianza en los usuarios para que éstos acaben convirtiéndose en compradores habituales de tu comercio online.

Otro texto que no debe faltar en cualquier tienda electrónica que quiera cumplir con la legalidad es el relativo a la ley de condiciones generales de contratación, ya que ésta es la que define cuáles son los derechos de los compradores y, por supuesto, del propio vendedor, o sea, el dueño del comercio electrónico.

Existen otros muchos requisitos legales pero no es nuestro objetivo analizarlos todos en este artículo. Quien quiera información más detallada sobre estas condiciones a cumplir, sólo tiene que ponerse en contacto con ALM Asesoría y solicitarnos asesoramiento profesional para comercios electrónicos. Nuestros especialistas te ayudarán a cumplir la ley y a sacarle el máximo partido a tu negocio. ¡No lo dudes!

Cuidado con cometer errores contables… ¡te pueden salir muy caro!

Este 2020 continuamos hablando de errores contables ya que las infracciones que puede cometer una empresa a este nivel no son un asunto menor, tal y como veremos en este artículo.

En este caso, vamos a centrarnos en la parte “monetaria”, es decir, en saber qué tipo de sanciones económicas y qué cuantías podemos llegar a tener que desembolsar por cada uno de estos errores contables. Os adelantamos que son cantidades considerables.

Por increíble que pueda parecernos, todavía existen empresas y trabajadores autónomos que llevan sus propias cuentas, sin contar con la ayuda de asesores profesionales. Esto lo hacen para ahorrarse un cierto dinero, sin embargo, la posibilidad de cometer errores es bastante alta y, en ese caso, las sanciones recibidas hacen que este esfuerzo no merezca la pena.

No es lo mismo cometer una infracción grave que una muy grave

En resumidas cuentas, el importe asociado a una sanción administrativa depende en gran medida del tipo de infracción que hayamos cometido, es decir, de cómo la catalogue Hacienda. En este sentido, ellos hablan de infracciones leves, graves o muy graves.

Como puede suponer el lector, cuando más severa es la denominación que se le asocia a una infracción cometida, mayor es la cuantía económica que ésta conlleva.

En este sentido, vamos empezar analizando las infracciones consideradas “muy graves” y “graves”, ya que son los dos grupos de sanciones que conllevan una mayor penalización económica. Sigue leyendo y no dejes de tomar buena nota.

Ejemplos de infracciones muy graves y graves

Empezando por el grupo de las sanciones consideradas “muy graves”, se suele incluir aquí aquellas que conllevan la utilización de medios fraudulentos o aquellas infracciones cuya cuantía es al menos un cincuenta por ciento superior a la base de la sanción cometida.

En caso de cometer una de estas infracciones, deberemos hacer frente a sanciones que conllevan el cien por cien o, incluso, el ciento cincuenta por cien de dicha base. Es decir, hablamos de cantidades elevadas, por lo que debemos evitar cometer este tipo de infracciones por la cuenta que nos trae.

Hablamos de infracciones consideradas “graves” cuando la base de la sanción es superior a los tres mil euros o cuando la Agencia Tributaria detecta algún tipo de ocultación de datos más o menos intencionada. Este tipo de infracciones también nos pueden salir muy caras.

Contrata los servicios de ALM Asesoría y evita cometer cualquier tipo de infracción

Se considera infracción grave también a aquellas que llevan involucradas retenciones con un valor igual o superior al cincuenta por ciento del valor de la sanción cometida o si hemos empleado facturas falsas o documentación fraudulenta, aunque la incidencia ocasionada sea inferior al diez por ciento de la base de la sanción cometida.

Se tiende a considerar infracción grave también a aquellas que ocasionan una incidencia situada entre el diez y el cincuenta por ciento de la base de dicha sanción. En cualquiera de los casos comentados hasta ahora, la multa a la que nos podemos enfrentar oscila entre el cincuenta y el cien por cien de la mencionada base.

Podemos pensar que las infracciones catalogadas como “leves” son más asumibles y, en parte es así, pero aún así conllevan multas de hasta el cincuenta por ciento de la base establecida en la infracción. Un ejemplo de infracción leve es incluir importes fraudulentos en nuestras facturas u otro tipo de información similar errónea.

No hay porqué jugársela innecesariamente, puedes contratar los servicios de ALM Asesoría y contar con la ayuda de asesores profesionales. Evita infracciones muy graves, graves y leves, evita problemas con Hacienda y quédate tranquilo. Puedes confiar en nosotros, contacta con nosotros hoy mismo.

Estudiamos tu plan de pensiones para ayudarte a desgravar en La Renta

Las Navidades se han terminado, hemos recuperado nuestra actividad laboral habitual y los departamentos de ALM Empresas vuelven a estar 100% operativos, ofreciéndoos todo tipo de servicios.

Entre esos departamentos está ALM Asesoría, la parte del Grupo ALM Empresas que se ocupa de todo lo que tiene que ver con servicios de asesoría fiscal, laboral y contable. Si todavía no conoces todo lo que podemos hacer por tu empresa o negocio, no dudes en contactar con nosotros e informarte sin compromiso alguno.

No obstante, no sólo ofrecemos servicios para empresas y autónomos, ALM Asesoría cuenta con un montón de servicios y productos dirigidos a clientes particulares. Entre ellos, podemos ayudarte a desgravar en tu declaración de la Renta. Sigue leyendo y entérate del cómo.

¿Sabías que los planes de pensiones también desgravan?

Somos conscientes de que muchos de nuestros lectores no saben que pueden desgravarse en su declaración anual del I.R.P.F haciendo uso de un plan de pensiones, de hecho, es posible que muchos de nuestros lectores no posean ningún plan de pensiones o no tengan del todo claro en qué consiste uno de estos planes.

La campaña de la declaración de la Renta 2018-2019 introdujo numerosas novedades a nivel de posibles deducciones, es posible que no seas consciente de cuáles son estos nuevos puntos y, por tanto, no estés sacándole el máximo provecho a dichas posibilidades.

El caso es que las aportaciones anuales que puedas hacer a tu plan de pensiones te permiten desgravarte o bien hasta un máximo de 8.000 euros, o bien hasta el 30% de los rendimientos netos conseguidos a través de tu trabajo o de todas las actividades económicas que lleves a cabo.

Contacta con ALM Asesoría y estudiaremos tu caso en profundidad

De lo anterior, podemos deducir que, aproximadamente, por cada 1.000 euros aportados anualmente a un plan de pensiones, puedes ahorrarte hasta 240 euros si se aplica un tipo marginal de retención del 24%, ya que esto te abrirá las puertas de obtener una desgravación máxima a la hora de presentar tu declaración de la Renta.

No pagues de más al hacer tu declaración de impuestos o, si te suele salir “a devolver”, obtén una cantidad aún mayor haciendo las cosas de la mejor manera posible. Eso pasa por contactar con ALM Asesoría y contratar nuestros servicios. Así de fácil y así de cierto.

Nuestros expertos estudiarán tu plan de pensiones para sacarle el máximo provecho a nivel de deducciones o, en caso de que no poseas todavía uno, te ayudarán a diseñar el mejor plan de pensiones posible para que lo contrates cuanto antes mejor. Todo son beneficios al trabajar con ALM Asesoría, confía en nosotros y compruébalo por ti mismo.